Blogia
Un soplo de brisa fresca

¡FELIZ NAVIDAD!

¡FELIZ NAVIDAD!

 

De nuevo es Navidad, y de nuevo nos vestimos de buenos deseos, de buenos sentimientos... Una vez más, como cada año, desde diferentes ámbitos nos invitan a ser más solidarios, y casi nos sentimos culpables por ser clase media en el primer mundo, mientras que tanta gente carece de lo más esencial.

También, como cada año, celebramos el día de la salud porque -una vez más- no nos ha tocado la soñada Lotería.

De nuevo es Navidad, tiempo de buenas intenciones y de propósitos meditados, que casi nunca se realizan. Tiempo de promesas, de nuevos comienzos....

El fin de este año será diferente. Por primera vez, y tras muchísimos años, no lo pasaré en familia, aunque una vez más pediré al nuevo año lo mismo.... Siempre será así.

Desde este lugar íntimo, quisiera desear a cualquiera que visite el blog en estos días salud, paz para el espíritu y amor para el cuerpo y el alma.

¡FELIZ NAVIDAD!

 

Aquí os dejo un villancico clásico que siempre me ha parecido muy hermoso....

 

El tamborilero

El camino que lleva a Belén
baja hasta el valle que la nieve cubrió.
Los pastorcillos quieren ver a su Rey,
le traen regalos en su humilde zurrón
al Redentor, al Redentor.

Yo quisiera poner a tu pies
algún presente que te agrade Señor,
mas Tú ya sabes que soy pobre también,
y no poseo más que un viejo tambor.
(rom pom pom pom, rom pom pom pom)
¡En tu honor frente al portal tocaré
con mi tambor !

El camino que lleva a Belén
voy marcando con mi viejo tambor,
nada hay mejor que yo pueda ofrecer,
su ronco acento es un canto de amor
al Redentor, al Redentor.

Cuando Dios me vió tocando ante El me sonrió.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres