Blogia
Un soplo de brisa fresca

TE HE DE AMAR COMO NINGUNA

TE HE DE AMAR COMO NINGUNA

Llamaste un día a mi puerta

a pluma desenvainada,

y fue tu pluma palabra,

y tu palabra la espada

que atravesó mis sentidos.

Fuiste luz y sombra oscura;

hubo tiempos de hambre y frío

y cuando el frío arreciaba

yo buscaba tu palabra,

para que fuese mi guía

y el manto que me abrigara.

Y fue transcurriendo el tiempo..

La soledad y la pena

abatieron la esperanza.

Más, sin embargo en las noches

en que me alumbra la luna,

me devora la añoranza,

y huérfana de tu verbo

al viento lanzo mi empeño:

“te he de amar, como ninguna.”

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres